Que las emociones no maten a nuestros hijos


Cada 40 segundos alguien decide quitarse la vida, la tercer causa de mortalidad entre jóvenes de 15 a 19 años de edad es el suicidio. Los suicidios tienen un índice de mortalidad más alto que los homicidios, una guerra y cualquier pandemia.

Todas las personas que deciden quitarse la vida fueron niños que no tuvieron una Educación Emocional. Somos seres emocionales que razonan, de ahí la importancia de enseñar a los niños sentir sus emociones, transformarlas en calma para después razonar con cerebro creativo.

Un cerebro creativo tendrá más opciones que el suicidio para atender una realidad por momentos desafiante, cambiante y desconocida.

Las emociones es la respuesta adaptativa del cerebro al ambiente que percibe. El cerebro nos brinda una tristeza congelante para huir de un posible o real peligro. También puede enviarnos un enojo en forma de fuego para atacar algo que real o que imaginariamente puede ponernos en riesgo. La alegría es la respuesta adaptativa a un entorno conocido que resulta gratificante pero no todo lo que nos hace alegres, nos genera bienestar en el largo plazo.

No se trata de que el niño controle las emociones, sino de educarlo a que las transforme en estados de quietud que le permitan dar función a la emoción. Y así a través de sentir sus emociones sin lastimarse ni lastimar a los demás, pueda llevar a su cerebro de un modo de supervivencia (donde solo podrá huir y atacarse a el mismo) a un cerebro creativo (donde esta lleno de posibilidades) fortaleciendo en cada emoción su autoestima y confianza.

El antídoto del suicidio es entonces la Educación Emocional Infantil, así cada dolor en forma de emoción no limite más el desarrollo integral de los niños.

Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

© 2017 Sadhak Yoga - Yogi Minds for Kids
Diseño web/ Web design: Factoria Creativa

info@yogimindsforkids.com